By MundBlue|Posted 24 Ago, 2020|0 Comments|85 Views

Malaquita

Un kiosco de malaquita

un gran manto de tisú

y una gentil princesita…

Este poema de Rubén Darío me trae recuerdos muy antiguos, en los que se mezcla la imagen de mi madre (recitándolo de memoria mientras yo la oía desde la cama) y la princesa en su mítica expedición, el rebaño de elefantes y el kiosco de ¡esa maravillosa piedra verde!

La malaquita es una piedra mágica, de eso estoy convencida. Como mínimo, tiene poderes hipnóticos ¿quién puede afirmar que nunca se ha perdido viajando entre las vetas de una malaquita?

Se dice que era la gema favorita de reyes y faraones, ya que es una de las piedras más poderosas que existen. Se suele encontrar cerca de yacimientos de cobre (a menudo junto a formaciones de crisocola y azurita) y está formada hasta en un 57% por este metal. Es por eso que tiene grandes propiedades transmisoras. Es capaz de absorber energías, tanto positivas como negativas, y en la antigua Roma era usada como Talismán.

Es una piedra bastante blanda, entre 3,5 y 4 en la escala de Mohs (cuya máxima dureza es 10, la del diamante) Por eso se debe tener un cuidado especial al trabajarla, manipularla y limpiarla. Su color verde intenso corresponde al del cobre oxidado, y en la antigüedad fue usada como tinte para sedas y algodón, ya que se puede obtener fácilmente un polvillo de alta pigmentación. También conviene cuidarla a nivel energético, debido a su capacidad de absorción. Si bien nos protege de energías electromagnéticas y emociones negativas, conviene limpiarla de vez en cuando para que libere esas cargas. Esto se puede hacer sumergiéndola en agua corriente durante unos minutos, de preferencia en un río o una fuente.

Dentro de sus propiedades se dice que estimula la inspiración y creatividad, ayuda a equilibrar las emociones, ahuyenta los sentimientos nocivos como los celos o la envidia, y es beneficiosa en casos de insomnio o pesadillas. También que atrae abundancia y prosperidad a quien la posea, y que utilizada entre los chakras plexo-solar y corazón ayuda a alinear ambas energías, para que consigamos encontrar nuestro propósito.

Alejandra Esparza.

Granada, agosto de 2020.

Compartir:

Recomendados

Deja un Comentario

Su correo electrónico no será publicado. Los campos obligatorios están marcados *

Share via
Copy link
Powered by Social Snap